Reserva ahora

Lujo y exclusividad en el corazón de la Costa Brava, Rosas: El Hotel Vistabella

Escondido en un precioso rinconcito de Roses, el Hotel Vistabella descansa sobre un pequeño acantilado que acaba en la pequeña cala del Bonifaci, entre las playas de Canyelles Petites y la Almadraba, junto a la que se encuentra nuestro emblemático restaurante “el Pirata” durante el verano.

El Vistabella és un lugar mágico en el que disfrutar de las mejores puestas de sol del universo, donde la vida camina a otro ritmo y la tranquilidad te abraza. El hotel ideal para los que aman estar cerca de todo pero lejos del mundanal ruido, los que adoran la playa pero también quieren un poquito de montaña, los que adoran cuidarse por dentro pero también por fuera.

La gastronomía es uno de los ejes de nuestra filosofía, por ello siempre ha estado en constante evolución y es y seguirá siendo una de nuestras prioridades. Dotar a nuestros clientes de varias propuestas gastronómicas y que se dejen tentar por ellas.

¡Vive en el Vistabella las más bonitas sensaciones!

La Historia del Hotel Vistabella

Llegar a Roses en 1960 desde Alemania era solo para los más visionarios. Si además decides construir un hotel en donde literalmente todavía “no hay nada” es de tener las ilusiones más grandes que los sueños. Y de ahí hasta hoy ha pasado toda una vida.


En 1961 la familia Veitl decide construir el Hotel Vistabella, un edificio diseñado por el conocido arquitecto Pelayo Martinez, en un estilo bastante ecléctico y que se integra muy bien en el entorno. Dos años más tarde, en 1963 se inaugura el hotel en pleno desarrollo turístico y urbanístico del pueblo de Roses: y justo ahí, ¡empieza la aventura!


Durante todos estos años el hotel se ha ido transformando continuamente y adaptándose a modas y nuevas necesidades de sus huéspedes. A principios de los ochenta el hijo de la familia, Peter, y su mujer, Scarlette, se ponen al mando del hotel creando el primer restaurante gastronómico que habría en el Vistabella. A finales de los noventa el hotel experimenta una reforma integral de cara a convertirse en el primer hotel de 5 estrellas de la Costa Brava Norte en el año 2000. A partir de ese momento se incorporan al nuevo proyecto los hijos del matrimonio, René y Marlon, aportando innovación y nuevas ideas.


En la actualidad, el hotel Vistabella sigue siendo el único hotel de costa con 5 estrellas de la Costa Brava norte, priorizando en todo momento la experiencia del cliente y siendo un referente gastronómico.